Desde el Ayuntamiento de Benacazón han puesto en marcha las labores de fumigación en las zonas ajardinadas del municipio por medio de Dedesin S.L. Control Medioambiental, una empresa especializada en el control de plagas. Esta actuación forma parte del Plan de Choque contra el Virus del Nilo, se debe recordar que el pueblo se encuentra en nivel 4 de alerta.

Los trabajos de fumigación forman parte del Programa de Vigilancia y Control Integral de Vectores de la Fiebre del Nilo Occidental que la Junta de Andalucía ha solicitado a los ayuntamientos para detectar la presencia del virus en las masas de mosquitos y que el año pasado causó ocho defunciones, el peor brote en España.

Desde el 6 de agosto y hasta el 30 de noviembre de 2020, se notificaron al Centro Nacional de Epidemiología 77 casos en humanos, de los cuales 57 se localizaban en la provincia de Sevilla, 14 en Cádiz y 6 en Badajoz.

La fiebre del Nilo la transmiten los mosquitos a caballos y humanos, sólo después de haberse infectado por aves con ese virus. Los estudios apuntan que la mejor estrategia para eliminar la transmisión del virus del Nilo es reducir la población de mosquitos en las zonas habitadas y evitar que puedan alimentarse sobre los humanos.

Como medios de fumigación o extinción , se encuentran el control de larvas utilizando BTI, unas toxinas de origen bacteriano que matan a las larvas.

Información vía Ayuntamiento de Benacazón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *