Confinados desde el pasado 14 de marzo, los profesores del Colegio Internacional Europa de Espartinas intentan seguir sus clases desde sus domicilios con el objetivo de que sus alumnos puedan continuar formándose.

Es precisamente, en ese entorno de encierro a causa del coronavirus, donde ha surgido en el profesorado la idea de llevar el arte a las casas de los alumnos de una forma original y divertida: representando algunos de los cuadros más famosos en un vídeo grabado para sus alumnos con el objetivo de “colorear” sus días. Todo esto, en un atípico curso en la que la formación a distancia se ha convertido en la única vía.

El resultado, colgado en las redes sociales, demuestra que aprendizaje, arte y entretenimiento pueden ir de la mano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *